MADAGASCAR (Salama y Veloma tompoko)

Madagascar va a ser mi 8ª Entrada en el Blog y puedo decir que he cumplido el objetivo que me había marcado. Ver LEMURES Y BAOBABS.

También he de decir que ha sido un país dónde he conocido gente extraordinaria de verdad y dónde más lástima he sentido al ver que no acaba de tirar hacia adelante como estado.

Anyway, recomiendo visitarlo al menos para poder ver algo muy diferente a Occidente. Ahí vamos, Madagascar (hola y hasta pronto).

Recorrido del Viaje:

PREPARACIÓN ANTES DE SALIR:

Volvemos a África por lo que lo primero que debemos de hacer es visitar un centro de Sanidad Exterior. Si estas en Barcleona recomiendo ir al de calle Bergara, 12. Todo muy bien y me informaron perfectamente de todo.

Me hicieron un recordatorio de la hepatitis A y me hicieron tomar la vacuna para la fiebre tifoidea. Lo bueno de ir al centro de Sanidad Exterior es que ya te hacen las recetas para el malarone y para lo que sea necesario.

El “Hotel” o lo que fuera del primer día fue el único que cogí por tema de ir ya directo al lugar y no tener que buscar.

El seguro de viaje lo cogí esta vez con IATI a través de un descuento que podéis encontrar en el blog de Paula www.nosvamosderutica.com

Importante, el tema del RELEX para los mosquitos y estar bien informado del tema de la enfermedad de la peste ya que Madagascar a veces sigue teniendo algún brote de esta enfermedad.

LLEGAMOS A MADAGASCAR: 

Vuelo desde Isla Reunión (Francia) a Antananarivo, capital de Madagascar. Al llegar ya te das cuenta que es un lugar diferente, como dicen ellos….. This is Africa. Hacemos cola para pagar la Visa y otro factor que llama la atención son las personas que llegan para ONG’s.

Después de pagar la Visa toca el control de pasaporte y luego empieza a aparecer la gente para “facilitarte” el paso por el el control. Ya aviso que no vale la pena, te van a pedir un dineral para nada. Y te facilitarán un Taxi pero de eso hay de sobra. Negociar con el taxi, en Madagascar hay que negociar TODO.

CONSEJO: Todo o casi todo (el 95%) va con cash, por lo que deberéis sacar dineron el aeropuerto y sacad en cantidad, porque a veces es difícil encontrar un cajero.

Avisar que tanto el taxista como la persona del “hostal” me indican que mejor no salga con la reflex colgada del cuello por la calle….. entre eso y el cansancio decido subir a la terraza donde se ve casi toda la ciudad y descansar. La cena la realizo en dicho lugar y he de decir que fue correcta.

El lugar es un sitio para dormir sin más. Tiene mosquitera y sus dueños casi no hablan inglés. Lo lleva un joven con su madre o eso me pareció. Me consiguió el taxi para el día siguiente por lo que he de decir que aún sin ser el mejor lugar la atención fue perfecta.

DÍA 2, TRASLADO:

Nos levantamos temprano, los Taxi Browse (furgonetas con asientos) empiezan a salir a las 7 y el viaje de Antanarivo a Fianrantsoa es de 8 horas por lo que conviene salir pronto.

Hay que ir a la “estación” de buses llamada Stationnement Fasan’ny Karana, Antananarivo, Madagascar. Una vez allí os dejo que disfrutéis de lo que es aquello. El precio más o menos está estipulado, luego os llevarán las maletas y os pedirán algo de dinero pero es una cosa que se tiene que experimentar.

El viaje muy largo, larguísimo y la furgoneta con asientos no es lo más cómodo pero estas en África, recuerda. Existe una nueva empresa (esta sí es más empresa) llamada Cotisse. Se suele llenar por lo que se debe reservar con más de un día de antelación.

Al llegar a Fianarantsoa voy al hostal que he reservado por booking y voy a sacar algo de dinero de los cajeros. En las ciudades suele haber varios cajeros.

Lugar plácido para dormir, el problema es que mi habitación no tenía mosquitera pero la verdad que por el resto está muy muy bien. Cenamos en su restaurante y la verdad que todo muy bien.

DÍA 3, VIAJE EN TREN:

Me levanto a la mañana y voy a la estación. No está lejos del hostal por lo que uno puede ir andando o sinó coger un Taxi y pagar 1€ más o menos.

He de indicar que el tren dura más de 12 horas por lo que se hace muy largo. También por contra ves unos paisajes de Madagascar que no podrías ver en coche y unos pueblos que te dicen como está el país en las zonas más interiores de la selva.

Importante llevar bastante agua. La comida la puedes ir comprando a los peque que te venden comida en las estaciones (no está de más darles también comida a ellos).

A la llegada coged un tuc tuc o taxi y yo le dije que me llevará a un hotel que vi por el maps. Comí allí también y a la persona que me llevaba en taxi le indiqué si me podía conseguir para el día siguiente un Chofer para que me llevara en coche. Ya explicaré más adelante este factor.

Hostal o hotel bastante decente con un restaurante también bastante decente. Si tienes tiempo te puedes quedar un día en la ciudad ya que hay actividades pero si vas como yo es ciudad dormitorio.

El tren iba tan lento que nos ofrecieron (a los turistas) desconectar una motora y meternos dentro para llegar antes a Manakara…..

DÍA 4, CAMBIO DE PLANES:

Desayunando me hallo y veo que no llega mi contacto con el chofer. Al final veo que se deciden en venir (no había otra opción ya sinó me tenía que quedar en Manakara un día más xd) y llegamos a un acuerdo después de una dura negociación.

Descubrí el tema del chofer privado gracias a unos españoles en Fianarantsoa.  La verdad que el precio encajaba y sobretodo el poder parar cuando uno quiere y la rapidez y comodidad.

CONSEJO: NO DUDÉIS EN PILLAR UN COCHE PRIVADO, DE VERDAD.

El chofer come y duerme en el mismo establecimiento que tu utilizas, es una clase de acuerdo que tienen entre ellos. 

Gracias a tener este coche pude parar y hacer este tipo de fotos.

Llegamos para comer en Ranomafana y me presenta a quien será mi guía mañana. El chico la verdad que un crack y me hace una visita al pueblecillo que es bastante pequeño pero tiene su encanto.

Llegamos al hotel para comer. Comida bastante aceptable. La terraza del restaurante tiene unas vistas espectaculares al P.N. de Ranomafana. Todo un lujo para sentarse y ver pasar el tiempo.

DÍA 5, EMPEZAMOS CON LOS LEMURES:

Nos levantamos y viene al hotel el guía que es familia del chofer. El día anterior habíamos negociado el precio ya que hay dos opciones, ruta de 3 h (20€)  y una de 5 h (28€). Al final lo cierro por 22.5€ la ruta larga que ya es hora de patear. El tío es un CRACK, de verdad y si podéis contactar con él no lo dudéis.

El parque está lleno de especies diferentes de Lemures, recordad que ver este bicho era una de mis metas. Sólo disfrutad de las imágenes y si podéis no dudéis en ir.

Al terminar la visita nos vamos directos a Ambalavao, dónde está situada la reserva de Anja y donde pasaré un par de días.

  • Parque Nacional de Ranomafana:

Ranomafana significa en Malgache agua caliente. El parque es una pasada y habitan varias especies diferentes de lemures y camaleones. Y recordad, el guía es importante y en este caso Nono es un crack. Por favor, debéis de comer ese manjar triangular llamado SAMBOSA. No cuesta casi nada y está riquísimo.

Estancia en Ambalavao, totalmente recomendable. La gente muy amable y me pusieron en contacto con el guía para Anja y les he de agradecer eso de por vida. El restaurante también está muy bien la verdad.

DÍA 6, EXPERIENCIAS VITALES:

Justo después de desayunar me pasa a buscar mi guía Mario. Otra persona a la que tengo que agradecerle el poder disfrutar de las costumbres de Madagascar. El día antes negociamos la visita al parque y a primera hora ya íbamos para allí.

Después de la visita por la reserva me comenta que su primo se casa al día siguiente y que hoy tienen comida en casa de la familia de la futura esposa que si quiero ir estoy invitado………. y ahí que fui sin pensármelo.

  • Reserva de Anja:

Lugar creado por los pueblos de alrededor. El lugar es muy bonito con sus montes de granito y sus lemures de cola anillada. Además para llegar hay que coger un taxi browse y cruzar los campos de arroz, todo muy idílico.

Es en Ambalavao dónde me crucé con Burke, un chico holandés que estaba de visita en Madagascar e iba camino a Isalo. Por lo que después de hablar el tema decidimos de ir juntos y compartir el coste del chofer.

DÍA 7, EXPERIENCIAS VITALES SEGUNDA PARTE:

Salimos con nuestro chofer después de negociar otros 3 días hasta Ranohira, dónde se encuentra el parque nacional de Isalo. Burke, el chico holandés, se une en este trayecto.

Llegamos para la hora de comer, descansar un poco e ir a la ventana de Isalo dónde nos pasó otra de esas cosas que te marcan un poco por la adrenalina. Las vistas del parque son otra gozada de Madagascar.

Hotel de bungalows bastante correcto con buenas vistas a Isalo. El restaurante es correcto. Cuidado con los mosquitos en esta zona.

Una carne ESPECTACULAR. Recomendable al 100%.

DÍA 8, ISALO NATIONAL PARK:

Hoy nos vamos de ruta por el parque nacional. La entrada no es negociable y el precio de los guías tampoco. Tienen hecho como una cooperativa dónde el coste está establecido. Nosotros lo cogimos a través del chofer pero en el hotel ITC son especialistas en visitas tanto de un día como de varios días (se puede acampar en el parque).

Este parque tiene unas figuras geológicas curiosas además de tener barrancos y también Lemures y Camaleones. Además existe una clase de baobab muy pequeño que es una ricura.

Al llegar al hotel caemos rendidos. El sol suele pegar duro en esta zona.

DÍA 9, PALIZA DE VUELTA:

Día de desplazamiento. Volvemos hacia atrás como los cangrejos para poder ir a Morondava. A simple vista a lo mejor no suena el nombre pero si pongo una foto como esta seguro que sabréis donde es:

Si, dónde se sitúa la avenida de los Baobabs.

Para llegar ahí tuve que dormir en Antsirabe. Población que pilla a mitad de camino. Antes de eso le digo adió a mi querido chofer y cojo otros dos más jovenes pero muy buena gente. En Antsirabe hace fresco, de noche tendréis que dormir tapados ya que es una ciudad que está a 1500 metros de altitud.

Indicar que en Madagascar a NADIE le gusta viajar de noche. Dónde las % de que te ocurra algo aumentan aún teniendo bastantes controles de policía en la carretera.

Llegamos tarde y el restaurante estaba cerrado. Por lo que fue un día de comer más bien poco…… La habitación bien sin más.

DÍA 10, VAMOS A POR LOS BAOBABS:

Día de movimiento. Salimos temprano de de Antsirabe dónde compro 3 camisetas a una señora en la calle que estaban chulas pero al final cuando las lavas es imposible ponérselas………

El camino es largo para variar en Madagascar y llegamos lo justo para poder ver el atardecer de los Baobabs. Sin llegar a la avenida de los Baobabs me conformo con esta estampa. Mañana ya habrá más.

El hotel está bastante bien. La habitación gigante y el restaurante con vistas a la playa de Morondava, que no es la más bonita del mundo pero es el mar y eso ya da vida.

DÍA 11, DÍA DE RELAX EN LA PLAYA Y LOS BAOBABS:

En Morondava me levanto sin mucha presión. El día anterior ya he conseguido chofer para los Baobabs (una pasta por cierto) y para que me lleve a ver también a los Baobabs enamorados.

A la mañana aprovecho para caminar por la playa y ver como pesca la gente.

Por último también reservo un Taxi Browse hasta Antananarivo ya que mis chofers se vuelven a Fianarantsoa. En ese punto tuve un pequeño problema con la empresa Cotisse ya que por teléfono no hicieron bien mi reserva por lo que no les pude probar…… en definitiva, terminé otra vez en un Taxi Browse 🙁

DÍA 12 Y 13, PALIZA TOTAL:

La vuelta fue en Taxi Browse, era el segundo que cogía pero es que esto no mejora. Viaje con la furgoneta hasta las trancas. Sin apenas poder tener conversación por no hablar inglés y casi nada de francés. Para colmo se vierte pescado en mi maleta cuando estábamos llegando a Tana jajaja.

Por un día cojo un hotel algo más caro con piscina. Parce que fue una señal porque al día siguiente quería ir a una reserva que está a 2 horas donde tienen muchos camaleones pero por un adelanto de la hora de salida tuve que cancelar todo cuando me estaba dirigiendo al destino.

Hotel muy cerca del aeropuerto con piscina y un buen restaurante. El único fallo fue que las habitaciones más económicas no tienen mosquitera…… por lo que tuve que salir de caza a la noche xD.

CONSEJO: MIRAD SIEMPRE LA VUELTA ALGÚN DIA ANTES PARA CONFIRMAR QUE TODO ESTÁ OK. 

Para terminar me gustaría poner esta foto de una tela de una casa. Me explicaron que indica la vida Malgache, las mujers cargan con los hijos pero no por ello dejan de ayudar a la familia mientras los hombres van al campo a trabajar y traer la comida a casa.

Y hasta aquí mi viaje. He de decir que Madagascar es un país muy diferente. Muy pobre económicamente hablando pero con una gente muy amable y muy trabajadora. Aquí desde que sale el sol ya están trabajando y si por ellos fuera el país estaría mucho mejor. 

Mi recomendación es venir al menos una vez en la vida. Sólo por los Baobabs, los Lemurs y la gente ya vale la pena. A lo mejor no es el mejor lugar que he visto o veré en mi vida pero si te puedo decir que es un lugar para visitar y para entender mejor. 

PRESUPUESTO TOTAL: 1.413,44 € EN 12.5 DÍAS  (Contando dos vuelos que ya conté en el post de Isla Reunión  por lo que en realidad habría que restarle unos 150 € a uno de los dos presupuestos). 

Una respuesta a «MADAGASCAR (Salama y Veloma tompoko)»

  1. Una pasada de viaje, siendo la naturaleza el objetivo principal, junto con las costumbres y gastronomía de un lugar tan recóndito.
    Enhorabuena por el relato, está muy currao.

Los comentarios están cerrados.